Saca tus bastones también en invierno

La Marcha Nórdica nació en Finlandia con el objetivo de que los esquiadores pudieran también entrenar en verano; de este modo, la falta de nieve no era problema y seguían mejorando su condición física gracias a los bastones. Sin embargo, se perfeccionó cuando Exel, marca nórdica de material deportivo, diseñó unos bastones especiales para su práctica; se consiguió desarrollar una nueva técnica de caminata y nació así una nueva actividad física para hacer en cualquier momento. Ya fuese en la ciudad, la playa, la montaña, en verano y en invierno.

De hecho, si lo practicas es probable que alguien te haya dicho alguna vez: ¿dónde está la nieve? O ¿Dónde te has dejado los esquís? Y esto se debe a sus orígenes y semejanza con el esquí de fondo. Sin embargo, en nuestro país se realiza preferiblemente con buen tiempo para así disfrutar del paisaje y el sol. Pero ahora que el frío se ha instalado y la nieve acecha, no significa que debas quedarte en casa. Siempre con precaución, puedes practicar el Winter Nordic Walking en esta época del año.

Abrígate, estamos en invierno

La vestimenta que deberemos usar si practicamos nuestro deporte favorito en esta estación es un punto muy importante. Las temperaturas descienden y nuestro cuerpo pide ropa especial, así que no se lo podemos negar; sin embargo, no es recomendable llevar un gran número de prendas ya que tenemos que evitar la sudoración excesiva. De todos modos, estaremos haciendo ejercicio por lo que enseguida sentiremos calor.

Dependiendo de dónde vayamos a hacer Nordic Walking, tres capas transpirables pueden ser suficientes; es decir, una camiseta térmica y un forro polar debajo del impermeable o cortavientos, así evitaremos quedarnos fríos cuando paremos. Lo mismo habrá que tener en cuenta a la hora de escoger los pantalones; comprar algo que sea transpirable, con una buena tela absorbente y que permita la libertad de movimiento es lo mejor.

Respecto al calzado, el ideal es aquel que tenga una buena suela flexible y no que sea bota o zapatilla. También hay que tener en cuenta el “agarre” para evitar resbalones e ir seguros por la nieve; para ello, hay calzado con crampones de tipo cadena o púas.

Por último, hazte con calcetines transpirables que controlen la humedad para evitar ampollas y un gorro o calentador de cabeza. Sobre los guantes, es aconsejable que no sean demasiado voluminosos para no entorpecer la colocación de la dragonera. Y sabiendo que los días son más oscuros y cortos, es recomendable hacernos con ropa o elementos reflectantes; así los vehículos u otras personas podrán vernos pese a hacerse de noche pronto.

No te olvides del resto del equipo

Las especificaciones no solo existen para la vestimenta, también para el equipamiento que deberás llevar para hacer Winter Nordic Walking.

Si te vas a enfrentar a una nieve poco profunda, te aconsejamos quitar los pads de goma de tus bastones; dejando las puntas metálicas a la vista y junto a unas arandelas especiales, tendremos más equilibrio. Aunque realmente no resultan de ayuda si caminamos por aceras, senderos o carreteras despejadas de nieve.

Por otro lado, es la mejor época para probar el paseo con raquetas y descubrir qué es eso de caminar sobre la nieve sin hundirnos.

Finalmente, aquí te dejamos dos vídeos sobre esta modalidad de Marcha Nórdica, realizados por la Slovak Nordic Walking Association y la Scuola Italiana di Nordic Walking. Ya sabes, ¡no te olvides de tus bastones si marchas este invierno a esquiar!

 

 

Foto de portada: Wikimedia.org.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *